Fahrenheit: Indigo Prophecy Remastered Review

Miguel Angel Faldutti
iOS PC

Diez años después de su lanzamiento original, llega nuevamente a nuestras manos uno de los mejores juegos que nos dejó la sexta generación de consolas, la versión remasterizada de Fahrenheit: Indigo Prophecy.

Fahrenheit – Indigo Prophecy en USA – es un videojuego que fue lanzado en 2005 por Quantic Dream y distribuido por Atari. El juego transcurre en la ciudad de New York en 2009. La historia empieza con el asesinato de una persona en manos de Lucas Kane, uno de los personajes jugables del juego, quien comete dicho crimen mientras está poseído por un misterioso trance. Luego del asesinato, y de escapar de la policía, la tarea de Lucas será encontrar quién lo obligó a realizar tal horrible acto. Además, controlaremos a Carla Valenti, detective de la policía de New York y encargada de resolver, junto a su compañero Tyler Miles, el asesinato del cual Lucas es culpable.

Alguno de los Easter Eggs que encontraremos en el juego.

“El juego de aventura, es un género que está… muerto, está muerto por no haber evolucionado. Después de quince años, desde los juegos de Lucas, ¿qué ha cambiado en los juegos de aventuras? Casi siempre en 2D, a menudo basados en los inventarios, combinación de objetos, diálogos interminables y acertar con el píxel exacto, en el momento exacto para activar la acción. Todos son mecanismos antiguos, algo horteras hoy día, y el juego de aventura se muere por no haber sabido crecer, evolucionar. Es cierto que una de las ambiciones de Fahrenheit es la de renovar un poco el género, de intentar verdaderamente que podamos tener una aventura narrativa que funcione de manera diferente, sin puzzles y sin inventario”. David Cage, creador del juego.

La historia cambia a cada paso y a cada decisión que tomamos.

Carla y Tyler en una de las múltiples situaciones simultáneas.

Con Fahrenheit, Quantic Dream marcó un nuevo género. Ya no se trata de aventuras convencionales, sino que ahora la historia cambia a cada paso que damos y a cada decisión que tomamos; y muchas veces, puede que las cosas no terminen saliendo como esperábamos. Hoy en día, juegos como Heavy Rain, Beyond Two Souls (ambos de Quantic Dream) o los juegos de Telltale: The Walking Dead y Game of Thrones, toman el concepto creado por este juego.

No es la primera vez que un juego permite manejar más de una persona – Day of Tentacle por ejemplo – pero Fahrenheit lleva la idea un poco más allá. Ahora somos policía y prófugo, uno busca atrapar y el otro escapar y es nuestra responsabilidad decidir cómo se desarrolla la historia. ¿Esconderemos las pistas o las dejaremos para que la policía las vea? ¿Huiremos a lo desconocido o sabiendo por donde no nos van a ver? Es nuestra decisión.

El momento del asesinato.

En esta versión Remastered, se pulieron texturas y se corrigieron las sombras; y aunque en varias secciones el cambio no es muy notorio, en otras sí se puede apreciar bien el trabajo realizado. También se retocó la banda sonora y además, se agregaron algunos extras desbloqueables mediante puntos que se obtienen haciéndose de tarjetas dispersas por el juego, las cuales habrá que encontrar. Algunas de estas tarjetas son bien visibles y se encuentran en pasillos o lugares que debemos pasar obligadamente; otras, en cambio, nos van a demandar la exploración a fondo de cada escenario, ya que su ubicación no es nada simple.

El juego, como otros remasters, cuenta con un botón que permite cambiar entre el SD (original) y el HD (remasterizado), y de esta manera ver los cambios efectuados en cada escenario. El problema es que no lo hace tan fluido como otros, y si bien en partes cambia sin ningún problema, existen otras en las que demora algunos segundos e incluso, en muy pocas ocasiones, el juego puede cerrarse inesperadamente al querer cambiar.

Un contraste: esta es la versión SD.

Esta es la versión HD.

El sistema de juego se mantuvo. Las decisiones son tomadas con el mouse haciendo el movimiento que se indique en pantalla. Para la parte de acción, contamos con dos sistemas bien diferenciados: Por un lado, tenemos los momentos de fuerza o control preciso, en donde hay que pulsar alternadamente las teclas de movimiento Izquierda y Derecha; por el otro , se encuentran momentos que no responden a una acción en particular y para los cuales aparecerán en pantalla una suerte de Quick Time Events en donde las teclas son representadas por colores. Es decir, que jugaremos una especie de “Simón”, en donde no siempre es conveniente acertar la combinación correcta, y dependerá de nosotros saber cuándo es el momento de perder.

Las diversas posibilidades que brinda el juego, hacen que tenga muchísima rejugabilidad.

La barra de fuerza, abajo, y los dos “Simón”.

La selección de opciones tiene un tiempo limitado.

Uno de los problemas que surgió respecto al “Simón”, es que se encuentra mal explicado en el tutorial. Lo que se nos pide es que pulsemos (en versión PC) WASD para el círculo izquierdo y “Mantener Click Izq y mover el mouse para donde corresponda” para el círculo derecho. El problema es que no funciona con el mouse, por lo que ese segundo círculo debe ser controlado con las flechas direccionales.

El juego nos permite utilizar un joypad, ya que el juego fue pensado para controlarse con uno, siendo mucho más cómodo manejarlo de esta manera, evitando así tener que lidiar con los problemas que fueron mencionados anteriormente. El control de movimiento se vuelve más fluido, y pulsar las diferentes combinaciones de botones, más fácil. Sobre todo en el Simon, donde cada stick controla el Simón respectivo.

Fahrenheit trajo aire fresco al género de aventuras. Ahora tenemos una historia que se va armando en base a nuestras decisiones, situaciones que ocurren al mismo tiempo en dos lugares distintos, la opción de no hacer o decir ciertas cosas si no queremos, y sobre todo, la posibilidad de que alguno de nuestros personajes muera antes de finalizar el juego.

Hay un gran grupo de personas que piensa que esta clase de juegos no son tales, ya que la interacción es casi nula. Por mi parte, no podría estar más en desacuerdo. Fahrenheit, y más adelante Heavy Rain o las sagas de Telltale, son juegos increíbles en donde la historia está por encima de todo, en donde nos olvidaremos, por el momento, de complejas combinaciones de botones o teclas y disfrutaremos de una historia interesante y profunda, digna de las mejores películas hollywoodenses.

Lucas Kane.

El juego fue, es y será excelente. Más allá de la discusión de por qué se está remasterizando tanto, creo que es una oportunidad excelente para que muchos puedan disfrutar de joyas que el tiempo y las tecnologías quizás ya no lo permitan.

Si bien sigo prefiriendo los remakes al estilo Monkey Island 1 y 2, la posibilidad de rejugar todos estos clásicos me sigue emocionando. Fahrenheit es un juego de esos que no podes dejar pasar. Si no lo jugaste es tu oportunidad de conocer a un juego que reinventó la rueda, que creó un género cuando se podría pensar que estaba todo dicho.

¿LO JUEGO?

Sí o sí. No te lo podés perder, lo hayas jugado o no.

Y Checkpoint Radio que opina?

guru_web

Un juegazo, sin lugar a dudas. Sentí que la remasterización no fue lo suficientemente abarcativa como para justificar rejugarlo si se lo tiene fresco, pero es una inmensa oportunidad para quienes creen que el primer juego de Quantic es el Heavy Rain.
[Dato extra: ¡jueguen al Omikron!].

dieguito_web

El original lo jugue pero no lo terminé por problemas técnicos. Es una buena oportunidad para jugar al juego que inventó un género que disfruto mucho. Me da lástima que un remaster donde sólo tendría que tener un pulido visual, arrastre bugs notorios, y es lamentable que no sea el primero que sufre de esto.

diegote_web

Estoy como Dieguito, en su momento no lo pude terminar y el juego me había gustado. Jugué y disfruté muchísimo Heavy Rain y Beyond: Two Souls. No me voy a perder esta posibilidad ni de casualidad. Ahora bien, teniendo en cuenta que la remasterización tiene claros problemas, lo voy a comprar cuando Steam lo ponga en una oferta a unos 5 dólares.

vani_web

Fahrenheit me encantó en su momento. Me llamó la atención por su novedad y me atrapó por su historia. Probablemente lo vuelva a jugar en su versión remasterizada y le recomendaría a todo el mundo que lo hiciera, especialmente a aquellos que no lo hayan jugado cuando salió, porque de verdad es un juegazo y no se lo pueden perder. Amo los juegos de este estilo, porque, por lo general, tienen una historia increíble y creo que eso es para mí lo más importante. Heavy Rain es uno de mis juegos favoritos, y quizás nunca me hubiese llamado la atención si no hubiese conocido el Fahrenheit primero.

Lo bueno

  • Precio de lanzamiento de solamente 10 dólares.
  • La nueva banda sonora.
  • Revivir a quien inspiró tremendos juegos como Heavy Rain o TellTale: The Walking Dead.
  • Poder cambiar en cualquier momento entre el modo SD y HD.
  • Pequeños Easter Eggs.

Lo malo

  • Remasterización muy pobre.
  • Poca cantidad de extras.
  • Algunos bugs muy obvios sin corregir.
  • Cuelgues al cambiar entre el modo SD y HD.
  • Utilizar teclado y mouse no es cómodo
8

¡A no dejarlo pasar!

Miguel Angel Faldutti
Faldu, miembro de la web de videojuegos InsertCoin y de su podcast, Metefichas. Primer oyente original de Checkpoint, y ahora colaborador ocasional del mismo. Comenzó, como muchos, con “Family” pero ahora es parte de la Sony Police (aunque la PC y Nintendo sigan formando parte de su vida gamer). Sus preferencias son: Hack&Slash, Aventuras Graficas, FPS, TPS, Racing, la cerveza y la milanesa a la napolitana.

Lost Password

¡EN VIVO AHORA! ¡ENTRA!
¡HOY A LAS 22:00hs!